Después de muchos rumores y tiempo de espera, ayer mismo Facebook estrenó sus nuevas “Reactions”, un complemento ideal al ya clásico “me gusta”.

Desde hace tiempo los usuarios hemos demandado que la red social ofreciera opciones alternativas para empatizar con los contenidos que fueran más allá del botón “Me gusta”, que se quedaba corto en algunas ocasiones.

Tras la controversia creada después de que hace algunos días se anunciase que iban a crear el botón “no me gusta” llegan ahora estas nuevas seis “reactions”. A mi personalmente la idea de un “no me gusta” no me acababa de convencer. Creo que podría cargarse en buen ambiente que hay en la red, generando conflictos entre usuarios o incluso entre empresas. En cambio, estas seis nuevas emociones me parecen todo un acierto.

Las famosas “reactions” son seis: “me gusta”, “me encanta”, “me divierte”, “me alegra”, “me asombra”, “me entristece” y “me enfada”. Todas ellas acompañadas de un icono muy chulo que, sin duda, renueva su ya clásica mano y da un toque divertido a las interacciones.

Esta nueva funcionalidad está disponible desde ayer en España e Irlanda en modo de prueba. Facebook no ha especificado el tiempo que durará este test con los usuarios pero está claro que lo usarán para ver nuestra forma de utilizarlos y así poder mejorar la idea y posteriormente lanzarla en todo el mundo, cómo así lo indican en un comunicado.

Pero vayamos a lo que nos interesa de verdad… ¿Cómo afectarán estos cambios  a mi empresa?

VENTAJAS

Entender mejor a tus clientes = mejorar tus resultados

Por un lado opino que al permitir que tus clientes puedan expresar más tipos de emociones, seremos capaces de saber más sobre ellos, sobre sus gustos y necesidades.

Podremos  medir el resultado de cada post en términos cualitativos y entender mejor el comportamiento en esta red social. Esto nos permitirá repensar y perfeccionar nuestra estrategia en facebook y obtener así mejores resultados.

Antes era algo complicado saber el motivo por el cuál nuestros seguidores no le daban a “me gusta” a nuestros posts. Ahora se nos abre todo un mundo de posibilidades. Las reacciones de “me entristece” o “me enfada” nos van a servir para entender si el tipo de contenidos que compartimos no gusta de una forma algo más “elegante” que con el supuesto botón de “no me gusta”.

Mejor adaptación = demostración de profesionalidad

Por otro lado, estas dos nuevas reacciones pueden asustar a algunos, que teman una avalancha de “me entristece” o “me enfada”. Yo creo que si haces bien tu trabajo y mimas a tus fans no tienes de que preocuparte.

Hay que estar preparado para todo y este cambio que puede suponer otra ventaja para los verdaderos profesionales, que van a saber enfrentarse a las novedades sin despeinarse mientras que otros tendrán problemas.

Deberás estar muy atento a cómo estos cambios afectan a la reputación de tu marca en Facebook y tomar las medidas oportunas al respecto si fuera necesario.

¿Novedades? = ¡Pues volvemos a Facebook!

Desde hace ya un tiempo se viene diciendo que Facebook está perdiendo usuarios, sobre todo porque deciden dedicar su tiempo  a otras redes sociales. Al principio de los tiempos solo podías elegir entre estar en Facebook, Twitter y poco más pero hoy en día y tras el crecimiento brutal de otras redes como Instagram, Pinterest, Snapchat, LinkedIn y muchas otras los usuarios tienen cada vez menos tiempo para dedicarle a Facebook.

Gracias a estas nuevas incorporaciones creo que atraerán la atención de los usuarios que ya no la usaban además de seguir creciendo en número de usuarios registrados.

Todo esto es beneficioso para tu empresa ya que tendrás más cantidad de público al que dirigirte y más tiempo activo en la red social.

DESVENTAJAS

Más opciones = más complicado de medir e interpretar

Antes lo teníamos fácil, contábamos “me gustas”, comentarios y veces compartido. Listo.

Ahora tenemos seis opciones diferentes en cada post, además de los comentarios y la posibilidad de compartir. Un lio ¿verdad?

Opino que al final nos veremos obligados a desarrollar un nuevo método para medir resultado sin volvernos locos además de pensar muy bien en cómo interpretamos todo. Por ejemplo, ¿cómo diferencias entre un “me gusta” y un “me alegra” a la hora de interpretar resultados?

La cosa se nos complica bastante, pero creo que con el paso del tiempo y viendo cómo reaccionan los usuarios  ante esta novedad cada empresa será capaz de encontrar su propio método sin problemas.

Emociones = problemas

Aunque las emociones de “me entristece” o “me enfada” no sean un “no me gusta” creo que mucha gente se lo va a tomar como tal.

Lo mismo pasa con en “me gusta” y “me encanta”. Puede que alguien espere muchos “me encanta”,  al final sean más “me gusta” y se sienta decepcionado.

Siempre está bien que se puedan expresar las emociones, ya sean negativas o positivas, pero creo que no todos vamos a reaccionar igual.

Os aseguro que van a surgir “piques” después de la implantación de esta novedad en Facebook, sobre todo porque no todos nos tomamos cada emoción con la misma intensidad. Lo que para uno puede ser una simple manifestación de un sentimiento sin más para otro puede ser todo un drama.

Yo te recomiendo que observes y analices todo lo que ocurre tanto en tu perfil como en el de tu competencia y que seas muy cauteloso a la hora de reaccionar frente a ciertas cosas.

Conclusión

Reactions llega a Facebook y hoy he querido ayudarte a ver qué ventajas y desventajas le encuentro a esta nueva funcionalidad. 

Como en cualquier otro ámbito de la vida un cambio supone un nuevo reto. Siempre ocurre que algunos lo asumen y aprovechan al máximo sus ventajas mientras que para otros supone un freno.

Mi consejo es que estudies muy bien esta nueva situación, observes y analices con detalle los movimiento que se produzcan en relación a tu empresa los primeros días y que reorientes tu estrategia si fuera necesario. 

Tampoco creo que sea para preocuparse demasiado, nuestras necesidades van evolucionando y Facebook nos esta ofreciendo una nueva forma de cubrir esas necesidades tal y como lo haría cualquier otra empresa. Ni más ni menos.

Así que ya sabes, observa, actúa, no te comas la cabeza y, sobre todo: disfruta de tu empresa, de tu trabajo y de la vida.

Pin It on Pinterest

Si te ha gustado el artículo compártelo: