Tanto si tu empresa es un negocio familiar que ya va por la tercera generación, cómo si acabas de abrir ayer, es inevitable que en algún momento te hagas esta pregunta: ¿en qué redes sociales debe estar mi empresa? La respuesta muchas veces, se salda con un: «pues me abro un Instagram y si eso un Facebook como todo el mundo y a correr» ERROR Cómo diría vuestra madre: ¿si Pepito se tira por un puente tú también te tiras? Pues eso, que no porque lo haga todo el mundo tiene que ser lo mejor para tu empresa.

¿Prefieres escuchar en vez de leer? Te dejamos este artículo en formato audio por aquí:

Cada red social tiene su personalidad y es muy es distinta a todas las demás. En cada una hay un determinado perfil de personas, cada una funciona de una determinada manera y nos ofrece opciones diferentes a la hora de llevar a cabo nuestras estrategias de marketing digital. Por eso es muy importante que entiendas lo siguiente: antes de abrirte una cuenta en el primer sitio que se te ocurra debes utilizar ese cerebro maravilloso que tienes.

 Debes plantearte una serie de cuestiones y hacer una pequeña investigación previa. Es algo muy sencillo que probablemente te ahorre tiempo y dolores de cabeza en el futuro. Además, cuanto más preciso seas en tu elección, más y mejores resultados obtendrás. Para hacerte la vida algo más fácil hoy te he preparado un pequeño artículo en el que te explico esas pequeñas cosas que debes tener en cuenta antes de lanzarte a la piscina. Ready?

Pero antes..

Factores a tener en cuenta a la hora de elegir redes sociales para empresas

Hay muchas cosas en la que te puedes fijar a la hora de elegir en que redes sociales debe estar tu empresa, yo te recomiendo pesar, al menos, en estos tres factores.

Tus objetivos

A veces nos liamos a descargar herramientas, darnos de alta en todas las plataformas, pero… ¿y si antes pensamos para qué queremos cada cosa?

Antes de darte de alta en ninguna red social te invito a reflexionar: ¿qué pretendes obtener por estar en las redes sociales? ¿Quieres que te ayuden a vender más en tu negocio local? ¿Te gustaría mejorar la imagen de tu empresa? ¿Quieres conseguir más suscriptores? ¿Simplemente quieres que “cuando alguien te busque, por lo menos, encuentre algo que tenga pinta profesional”?

Los objetivos que tengas pueden ser muchos y en función de ellos te convendrá estar en unas u otras redes sociales. Cada una te ofrece unas prestaciones y es más adecuada para unos objetivos o para otros.

Tu público

En cada red social hay un perfil de usuarios determinado y puede que no todos coincidan con el público objetivo de tu empresa. Antes de decidirte por una, tienes que definir previamente quién es tu cliente ideal.

¿Lo habías pensado alguna vez? Tener bien definido a tu cliente ideal no solo es útil a la hora de elegir en qué redes debe estar tu empresa, es útil para todas las acciones de marketing que vayas a realizar ya sea online u offline. Piensa que no tiene nada que ver tu estrategia si vendes a un cliente particular que si vendas a otras empresas. No puedes usar las mismas redes sociales si tu público objetivo son jóvenes entre 16 y 30 años (en este caso Instagram es tu lugar) o si son gerentes de empresas de más de 40 años (aquí claramente LinkedIn). El público objetivo es clave cuando hablamos de redes sociales para empresas.

Tus recursos

Este es el factor clave. Y cuando hablo de recursos me refiero a dinero, tiempo y/o personal. Es decir, no solo es cuestión de dinero que ya te veía yo venir.

Puede que tengas muy claros tus objetivos y tu público, pero imagina que has elegido 3 redes sociales a trabajar. Si no tienes el tiempo para gestionar tus cuentas en las 3 es mejor que te lo replantees y quizá acotar un poco más eligiendo solo una y desde ahí ir creciendo. Puede que las 3 redes sociales encajen que perfectamente con tu estrategia pero si no vas a trabajarlas como se merece… menos es más.

¿Nunca te ha pasado que entras en el Facebook o cualquier otra red social de alguna empresa y hace que no la actualizan desde 2016? ¿Qué piensas de esas empresas cuándo ves esto? A mi personalmente me genera una muy mala imagen, me da desconfianza. Abrir tu cuenta en cualquier red social es gratis, y por eso nos parece que abandonarlas no nos afecta ni nos importa. Precisamente por eso, porque parece que no cuestan tenemos que usarlas con responsabilidad porque si lo hacemos mal nos acabará costando por otro lado.

Cuando hablo de recursos también me gustaría que pensases qué contenidos necesitas desarrollar para que tu estrategia funcione. ¿Vas a contratar a un fotógrafo profesional para que haga fotos en tu restaurante una vez al mes? ¿Vas a trabajar con una agencia de modelos para que se pongan tus productos? ¿Necesitarás un diseñador gráfico para que te haga “imágenes chulis”, dibujos o cualquier otra pieza gráfica? ¿Vas a hacer vídeos? ¿Tienes pensado escribir un artículo semanal en tu blog y desde ahí desarrollar contenidos para redes? ¿Vas a gestionar la estrategia de redes sociales tú mismo, alguien de tu equipo o vas a contratar a un community manager?

Menudo interrogatorio que te estoy haciendo hoy; pero te prometo que es para ayudarte. Antes de darte de alta en ninguna red social merece la pena pensar en estas cosas y tenerlo todo organizado.

BONUS: las cosas de Palacio van despacio. Redes sociales para empresas

Llegados a este punto me parece importante contarte lo siguiente: puede que lo “ideal” para ti este lejos de los recursos que puede dedicar a día de hoy. No pasa nada.

Imagina que tienes una tienda de ropa de mujer tanto física como online con una rotación de productos semanal. Has llegado a la conclusión de que lo mejor para ti sería tener Instagram y Facebook. Crees que para lograr que la gente vaya a tu tienda física y/o compre online debes subir fotos y vídeos de modelos que lleven puesta la ropa y que ese material debería desarrollarlo un profesional porque ni tu ni tu equipo tenéis los conocimientos. Además quieres dar una imagen homogénea y profesional; es importante para ti. Has pensado en contratar a un community manager porque no puedes con todo pero… el proyecto se te sale de presupuesto.

Mi consejo es que no pierdas de vista tu idea final pero si no es posible cumplirlo vete poco a poco. Empieza solo por una red social, en vez de publicar a diario intenta hacerlo 2 o 3 veces por semana (es muy importante ser constante). Quizá no puedes contratar a un profesional para hacer las fotos ni a un community manager. ¿Por qué no te formas mínimamente? Hoy en día hay muchos cursos online cortos con un precio muy asequible que te pueden dar las ideas más clave para que, al menos, puedas empezar. Obviamente el resultado no será el mismo pero una vez que tengas una base y empieces a ver algún resultado puedes ir añadiendo inversión al proyecto hasta llegar al punto
que tenías planificado desde el principio y 100% profesionalizado.

Divide y vencerás.

¿Ya tienes claro en qué redes sociales debe estar tu empresa?

Espero que este artículo te haya sido de utilidad para re-definir la estrategia de tu proyecto en redes sociales. Tengo en mente hacer otro en el que te hablaré más en profundidad sobre las características y tipo de público objetivo que te puedes encontrar en cada red social. Quizá también te sea de utilidad. ¿Tienes alguna otra duda sobre redes sociales para empresas? Estamos en contacto.

Escucha otros episodios del podcast por aquí:

Pin It on Pinterest

Shares
Share This

Si te ha gustado el artículo compártelo: